Saltar al contenido
Artizana – Cocina Artesana y sana

Tarta de queso y fresas con base de galleta

Receta de tarta de queso con mermelada de fresas

Aprovechando que ahora podemos encontrar fresas en cualquier frutería, preparé esta tarta que fue todo un éxito en la última reunión de amigos. Es muy sencilla y la podéis presentar de diferentes formas; con una capa de mermelada de fresa por encima, cubrirla con fresas y darle solo un toque de mermelada y brillo, o utilizar otra fruta que más os guste y que este de temporada.

Mmmm que rico, tarta de queso con fresas frescas

Ingredientes para 8 porciones

  • 1 paquete de galletas
  • 65 gramos de mantequilla en pomada (mantequilla a temperatura ambiente o bien meterla en el micro durante pocos segundos para que se ablande un poco)
  • 500 gramos de queso fresco batido
  • 200 gramos de leche condensada
  • 2 yemas de huevo
  • 250 gramos de fresas
  • 3-4 cucharadas de azúcar moreno. También se puede usar azúcar blanquilla

Preparación

Trituramos las galletas y las mezclamos bien con la mantequilla.

Cubrimos la base de un molde de unos 20 cm aproximadamente con la masa de galleta y lo dejamos en el frigorífico unos 30 minutos, mientras preparamos la crema de queso.

Batimos las yema, incorporamos la crema de queso y la leche condensada. Mezclamos bien y precalentamos el horno durante 10 minutos a 180º C. Añadimos la mezcla al molde que hemos reservado en el frigorífico.

Preparación de la tarta de queso con fresas

Metemos la tarta en el horno durante 40-45 minutos aproximadamente o hasta que la crema esté consistente y la tarta ligeramente dorada por arriba.

Metemos un cuchillo en el centro, si sale limpio estará lista.

Trituramos unas 5-6 fresas, añadimos el azúcar moreno y las ponemos al fuego unos 5-10 minutos.

Cubriremos con un poco de esta mermelada la tarta al final.

Sacamos la tarta, la decoramos con las fresas y le ponemos un poco de mermelada de fresas que hemos preparado. O bien cubrimos la tarta con la mermelada y decoramos con unas fresas por encima.

Reservamos la tarta en la nevera hasta el momento de tomarla.